domingo, 29 de abril de 2007

Buscar sin necesidad

Es un texto viejo que adquiere un nuevo significado.
Más aún colocándolo en este espacio...


A quien amo, busco y deseo…

…sin necesitarlo.

A quien deseo –aunque no me necesite-

me busque eternamente.


Te busco

pero sé que puedo sola,

sé que he construido cosas para mí

y ahora deseo compartirlas.


Te necesito

pero no porque sin tí no sabría que hacer

sino porque bailar, cantar, compartir, conversar

a tu lado siempre ha sido hermoso.


Te deseo

no porque sólo tú puedas hacerme sentir

sino porque lo que sentimos, compartimos y soñamos

hace desear al otro por siempre.


Te amo

no porque tú eres quien llena toda mi vida

pero sí porque tu olor, tu calor, tus cariños

recuerdan todos los momentos vividos juntos.


Y así,

quiero que me necesites sin depender de mí,

que me desees sin responsabilizarme de tu felicidad

que me ames sin restringirnos

y que me busques… cuando ya no me necesites.


3 comentarios:

coco dijo...

"y que me busques… cuando ya no me necesites."
Linda frase generalmente cuando sentimos que no necesitamos de alguien resulta ser lo contrario.

JOe dijo...

Puede que el complemento,
produzca una carencia...
y esa carencia, el seguir buscando...

Neon dijo...

Simplemente maravilloso.
La búsqueda, el amor, y el deseo sin que medie la necesidad, es la fuerza más inspiradora, la luz que más ilumina, el calor que más reconforta.
De esto está hecho el espíritu humano, de la posibilidad de darse en absoluta libertad.
Me dejás sin palabras.